dilluns, 8 d’abril de 2013

Codorníu aposta pels BRIC, avui a La Vanguardia


A la recontraportada de la secció d'Economia signo avui un article sobre l'aposta de Codorníu pels mercats BRIC per combatre la crisi que viuen els mercats europeus. El director general, Xavier Pagès, anuncia que faran un escumós al Brasil i que s'està estudiant la possibilitat d'adquirir un nou celler a la Rioja, on ja són propietaris de Bodegas Bilbaínas, amb seu al barri de la Estación d'Haro. Què en penseu de tot plegat?

Codorníu, als BRIC 

La bodega entra en Brasil y se lanza a la conquista del mercado asiático 


RAMON FRANCÀS 
Barcelona 

Buscarse la vida. El estancamiento de ventas en el mercado nacional, especialmente de cava, y la crisis en Europa han llevado al Grupo Codorníu a centrar en los mercados BRIC la estrategia de crecimiento. Con sus vinos californianos de gama alta (Artesa Winery) quieren hacer brecha en el mercado asiático mientras el director general de la compañía, Xavier Pagès, anuncia la entrada de Codorníu este mismo año en Brasil, donde en el sur del país elaborarán un espumoso de calidad dirigido al consumidor brasileño. Pagès también considera muy interesante el mercado ruso y confía en que la apuesta por la India, donde los altos aranceles dificultan la penetración, dará resultados “a la larga”. En Asia han establecido su centro de operaciones en Singapur mientras están extendiendo su red comercial con oficinas en Toquio y también en China. Según Pagès, “el cava de prestigio tiene mucho futuro en Asia”. También apuestan por Latinoamérica. Junto a la buena marcha de su bodega argentina (Séptima), destacan mercados como el peruano, el colombiano o el mexicano. 
Tras un primer semestre del año fiscal “complicado”, Codorníu anuncia crecimientos de ventas en los mercados internacionales “por encima de los dos dígitos”. Mientras tanto, Xavier Pagès no descarta la posibilidad de que Codorníu entre en nuevas zonas vitivinícolas de prestigio, tanto en España como en otros países. Incluso estiman la posibilidad de realizar una adquisición en la Rioja, donde son propietarios de una firma muy destacada: Bodegas Bilbaínas (con la que ganaron un 8,74% menos durante el primer semestre del presente ejercicio, obteniendo unos beneficios después de impuestos de 1,40 millones de euros). 
Mientras tanto, el director general de Codorníu asegura que no han decidido el futuro de Masia Bach, bodega de Sant Esteve Sesrrovires que han cerrado trasladando la producción a las instalaciones de Raimat y Sant Sadurní d’Anoia. No descarta una posible venta tras interesarse por la histórica masía-bodega inversores chinos. Pese a ello, confían en la “fuerza, arraigo y liderazgo” de la marca. Acaban de lanzar un nuevo vino de aguja de moscatel de “fresca” botella con el que quieren conquistar los consumidores más jóvenes con un PVP de 5 euros. También están estudiando la posibilidad de lanzar próximamente un vino blanco de alta calidad y limitada producción amparado por la DO Penedès. Codorníu facturó en el último ejercicio, cerrado el 30 de junio de 2012, 235 millones de euros, un 2,6% más que el año anterior. Su beneficio neto alcanzó los tres millones de euros, casi un 60% más que en 2011. Sus ventas exteriores ya rozan el 60%, siendo el peso de los cavas en la facturación de un 55%. Su apuesta de futuro, según Xavier Pagès, pasa por evitar los primeros precios y las marcas blancas ya que “esta no es nuestra batalla”. Apela al valor de sus 500 años de historia, al de su marca y a la apuesta por la calidad y la singularidad”  El director general cree que el gran reto es “revalorizar el cava”, y recuerda que en Codorníu se autoabastecen de uvas propias o de viticultores a los que se controla la producción.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada